Probamos los dulces de la pastelería Ítalo

pastelería Ítalo - interior 2
   

Hace tiempo nos recomendaron que visitáramos la pastelería Ítalo  en Magdalena y como siempre tenemos en cuenta los sitios que nos recomiendan, nos fuimos a probar sus dulces.

Visitando la Pastelería Ítalo

Esta pastelería abrió sus puertas en el año 1972 de la mano de Ítalo Bruno, hijo de inmigrantes italianos. Este local se caracteriza por su cuidada atención y por sus productos artesanos, en los que usan harina de cultivo ecológico y no usan conservantes ni colorantes. Sentirás sabores  muy suaves y frescos.

pastelería Ítalo - fachada
pastelería Ítalo – fachada

Cómo es la pastelería

El local es pequeñito, un par de mesitas dentro, una barra con banquitos y otras cuantas mesas en una bonita terraza en el exterior.

pastelería Ítalo - interior 1
pastelería Ítalo – interior
   

Tiene el encanto de las pastelerías de antes, cestas llenas de panes, vitrinas repletas de pasteles, envases de cristal por doquier con galletas artesanales, recuerdos familiares en las paredes y los dependientes uniformados, dan la pincelada final al cuadro.

pastelería Ítalo - interior 2

Qué encuentras en la carta

Obviamente encuentras gran variedad de pasteles de todo tipo, tartas, así como galletas, kekes y bizcochos.

pastelería Ítalo - interior 3

Pero también tienes salado por si no te apetece algo dulce, pizzas, empanadas, causa, sandwiches, pastel de choclo o de acelga, quichés y como buen italiano, no puede faltar el café de máquina.

Lo que probamos

   

En esta visita nos centramos en la parte dulce, aunque no nos fuimos sin probar el pastel de acelga.

Pastel de acelga

Quisimos pedir algo salado y optamos por el pastel de acelga, por ser uno de los más pedidos. Es algo que habitualmente no nos animaríamos a probar. Estaba buenísimo.  Abundante relleno de acelgas con buen sabor, sabroso. Relleno de huevo cocido y una masa en su punto, bien hecha. Anímate a echarle un poco de jugo de limón, un plus.

Pastel de Acelga - pastelería Ítalo
Pastel de Acelga

Diplomáticos

En cuanto vi este postre se me fueron los ojos detrás. Y es que el chantilly es uno de mis dulces favoritos  y no es fácil encontrar uno que esté realmente rico, que no sea excesivamente dulce, o que tenga la consistencia correcta, suave, sin que parezca merengue.

Diplomático de Fresa - pastelería Ítalo
Diplomático de Fresa

Este postre lleva trocitos de bizcochos en almíbar, con manjar blanco, trozos de fresa frescas y una buena capa de chantilly. Dí la primera cucharada y me olvidé del mundo. Chantilly perfecto. Así de simple. Sabor totalmente artesanal, un chantilly (o como se dice en mi tierra, nata) bien hecho. El bizcocho con manjar está muy bueno y el ácido de la fresa y su frescura, terminan de balancear este postre. Lo encuentras en varios sabores,  como chirimoya, durazno, entre otros. Nos animamos a probar tambien el de durazno y estaba igual de rico, para mi fue un vicio.

Diplomático de Durazno - pastelería Ítalo
Diplomático de Durazno

Torta de chocolate

Esta torta es muy esponjosa y muy ligera, al punto que más parece queque de chocolate. Rellena de fudge y con cobertura de chocolate, con una trufita de decoración. Porción pequeñita y de sabor correcto, buen punto de dulce, no empalaga.

torta de chocolate - pastelería Ítalo
torta de chocolate

Relámpago de chocolate

Pastel hecho con pasta choux, relleno de crema pastelera y cubierto de chocolate. El bollo suave y con el crujiente característico de la pasta choux. La crema pastelera estaba muy buena, manteniendo buen equilibrio de dulce y con un sabor muy casero.

relámpago de chocolate - pastelería Ítalo
relámpago de chocolate

Búlgaro de chocolate

Del estilo de un canoli, el cuerpo de este dulce era una mezcla entre la masa de un un relámpago y un crepé, bañado en chocolate, relleno de chantilly  y con almendra  en los extremos. Postre curioso, el chantilly (te recuerdo, perfecto) hizo que me gustara mucho, aunque el chocolate en este postre no me encantó.

Búlgaro de chocolate - pastelería Ítalo
Búlgaro de chocolate

Patitos de crema pastelera

   

Postre muy llamativo por su forma curiosa de patito o palomita. El cuerpo es igual que un relámpago, de pasta choux, relleno de crema pastelera y cubierto de azúcar impalpable. En este caso la masa la sentimos más seca que en el relámpago, por lo que no nos gustó tanto, pero en conjunto, sabores que conjugan muy bien, a pesar de ir cubierto de azúcar y con la crema pastelera, no sientes exceso de dulce.

Patito de Crema pastelera - pastelería Ítalo
Patito de Crema pastelera

Orejitas

Reconocemos que somos un poco fanáticos de las orejitas y si vemos una, tenemos que probarla. Super crujiente y de tamaño un poco más pequeño que las habituales. Estaba rica, con el dulce justo.

Orejitas - pastelería Ítalo
Orejitas

Turrón de Doña Pepa

No podíamos irnos de la pastelería Ítalo sin probar su conocido turrón. Puedes comprar al peso y lo encuentras todo el año. Nosotros compramos un cuarto para probar. Lo que más me gustó es que no es nada empalagoso, de miel casera, de la que no abusan, masa bien suave. Grageas y caramelos con la “buenaventura” tipo galletas de la suerte. Dentro del caramelo encontrarás un papelito que esconde tu suerte, algo que no encuentras en otro turrón de Doña Pepa, hasta donde sé.

Turrón de doña pepa - pastelería Ítalo
Turrón de doña pepa

Conclusiones

Tradicional pastelería con una atención excelente y gran variedad de productos de calidad, en un pequeño local de barrio. Y adoré el chantilly ¿te lo dije no?

Datos adicionales de la pastelería Ítalo

Dirección:

  • Jr Salaverry 501, Magdalena del Mar


Teléfono:

(01) 2631333

Horario:

  • De martes a domingo de 9:00 a 21:00. Lunes cerrado
  • Precios medio pasteles: S/.7
  • Precio turrón: S/.11

Datos adicionales

  • Acepta VISA, AMERICAN EXPRESS Y MÁSTER CARD
  • Estacionamiento: Calle, en la puerta.

 

 

 

¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 2 Average: 4.5]